Los Gay BFFs Adam Rippon y Gus Kenworthy Abrieron con Orgullo los Juegos de Invierno 2018

This post is also available in: English

Adam Rippon y Gus Kenworthy son dos jugadores LGBT que compiten este año en los Juegos Olímpicos de Invierno en Pyeongchang, Corea del Sur. Y la pareja acaparó los titulares porque en la ceremonia todos quisimos ser ellos.

Gus Kenworthy compartió una adorable serie de fotos en su Twitter, entre las que se encontraba una de él dándole un beso al patinador. En el twit él escribió: “We’re here. We’re queer. Get used to it” (“Estamos aquí. Somos queer. Acostúmbrense”).

En Instagram, escribió: “¡La #CeremoniadeApertura concluyó y los Juegos Olímpicos de Invierno de 2018 han comenzado oficialmente! Me siento increíblemente honrado de estar aquí en Corea compitiendo por los Estados Unidos y estoy muy orgulloso de representar a la comunidad LGBTQ junto a este increíble chico. Toma eso, Mike Pence. #TeamUSA #TeamUSGay”.

Rippon también compartió fotos de él y Kenworthy en la ceremonia de apertura. Él escribió: “Esta noche entré al #OpeningCeremony y pude ver a mi viejo amigo @yunakim encender la llama olímpica. Representar a los Estados Unidos es uno de los mayores honores de mi vida y ser capaz de hacerlo, siendo mi yo auténtico lo hace todo mucho mejor”.

La pareja ha sido muy vocal en contra de la participación de Mike Pence en los Juegos de Invierno como el jefe de la delegación de los EE. UU. Rippon dijo sobre esto: “¿Te refieres a Mike Pence, el mismo Mike Pence que financió la terapia de conversión gay? No me la creo”.

Kenworthy también habló en una entrevista con USA Today, y estuvo de acuerdo con las declaraciones de Rippon sobre Pence, líder de la delegación olímpica de los EE. UU. Dijo que él tampoco entiende cómo Pence puede estar liderando a un grupo de atletas estadounidenses con tanta representación LGBT.

Esto fue lo que Gus Kenworthy le dijo a USA Today:

De hecho, me enteré por lo que dijo Adam Rippon al respecto. Me siento de la misma manera que él. Creo que no es la persona que hubiera esperado, y creo que envía mensajes contradictorios porque esta es la primera vez que vemos atletas olímpicas de Estados Unidos fuera del clóset compitiendo en los Juegos Olímpicos de Invierno, y luego tenemos a alguien que conduce a la delegación que no apoya eso, y no apoya a la comunidad LGBT, y ha hablado en contra de ello. Creo que no envía el mensaje correcto. Es desafortunado, pero es lo que es.