Quantcast
Vergüenza Corporal: ¿Por Qué Todo el Mundo le Tiene Tanto Miedo al Ano? Selección de Editores

Vergüenza Corporal: ¿Por Qué Todo el Mundo le Tiene Tanto Miedo al Ano?

Written by Dr. Chris Donaghue on August 13, 2018
Be first to like this.

This post is also available in: English Português ไทย Türkçe

Gay, heterosexual, bisexual, sexualmente fluido o asexual — este artículo es para todos, particularmente para aquellos que se tienen vergüenza corporal. El ano es un sitio masivo de vergüenza corporal y vergüenza sexual. Ignoramos y evadimos esta área tanto, que la convertimos en una forma de vergüenza corporal. Para muchos es la parte de nuestro cuerpo más temida, al grado que provoca ansiedad y vergüenza.

Nuestro piso pélvico, donde vive nuestro ano, es un punto de contacto importante con el mundo y puede ser una herramienta para construir intimidad contigo mismo y con los demás. Todo nuestro cuerpo hace esto, pero el ano tiene una alta concentración de neuronas sensoriales.

A continuación te explicamos cómo evitar la vergüenza corporal y hacer que tu ano sea tu amigo:

1. Práctica

El ano necesita mucho contacto para relajarlo, así que toca más tus genitales, todos. Siéntelos, reconoce su existencia y acostúmbrate a que te toquen. Esto ayudará a desarrollar y asociar más erotismo. El suelo pélvico ya es un área tensa porque tenemos mucho estrés generalizado aquí, así que no empeores las cosas ignorando a tu ano. Necesita masaje para relajarse, lo que también terminará relajándote a ti.

2. Muévete

El movimiento de la parte inferior del cuerpo abre el área de la pelvis. Parte de relajarlo y encontrar el placer en él requiere calentarlo. El movimiento y el estiramiento del área pélvica puede mejorar la confianza corporal y sexual.

vergüenza corporal

3. Reduce la vergüenza corporal y la vergüenza sexual

Para resolver por completo la vergüenza corporal, debes aprender a tocar y utilizar todo tu cuerpo, especialmente su parte más temida y avergonzada. Hacer uso de tu ano con tu pareja es una de las cosas más íntimas que puedes ofrecer. El juego anal es intimidad, y no permitir el tacto anal es negarse a sentirte en niveles más profundos. Nuestros cuerpos son herramientas de conexión.

4. Evita otros problemas sexuales

La tensión en la pelvis conduce a otros problemas sexuales debido al impacto negativo de la tensión constante y la constricción que llevamos hasta que hacemos el trabajo de relajarnos y lo hacemos placentero. Evitarlo y tener ansiedad en esta área provocan el cierre de otras áreas locales y conectadas. Al tensarte por evitar exponer esta zona también tensas las áreas circundantes.

5. Diviértete

Lo más importante es que se trata del placer y la diversión, así que agrega otros niveles de estimulación a tu juego anal. Usa dedos, juguetes y lenguas. Las personas con pene verán que su próstata y su polla están profundamente conectadas con el ano, y la utilización de todas las partes de la anatomía inferior puede aumentar la relajación y el placer.

El Dr. Chris Donaghue es conferencista, terapeuta y presentador del podcast LoveLine, un experto semanal en The Amber Rose Show, y co-anfitrión frecuente de la serie de televisión The Doctors. Anteriormente fue anfitrión de Sex Box de WE tv y Bad Sex de Logo. Es autor del libro Sex Outside the Lines: Sexualidad auténtica en una cultura sexualmente disfuncional y ha sido publicado en varias revistas profesionales y revistas de alto nivel, como The New York Times, Newsweek, Cosmo y National Geographic. Síguelo en Twitter y en Instagram.

Read more stories by just signing up

or Download the App to read the latest stories

Already a member? Log in