Este Caso Histórico Que Desafía Las Leyes Anti-LGBTQ De Kenia Podría Cambiar Toda África

This post is also available in: English Português Français

De los 54 países de África, 34 de ellos criminalizan los encuentros sexuales consensuados entre personas del mismo sexo, en su mayoría gracias a los evangélicos estadounidenses y las leyes coloniales de la era británica. Kenia, por ejemplo, actualmente criminaliza el sexo gay con 14 años de prisión, pero un caso actualmente frente a la Corte Suprema del país podría derogar las leyes anti-homosexuales de Kenia y crear un efecto dominó para revocar leyes anti-LGBTQ similares en todo el continente.

El caso es una audiencia de tres días que desafía partes del código penal de Kenia que criminaliza el “acercamiento carnal de cualquier persona contra el orden de la naturaleza”, “prácticas indecentes entre hombres” y que los hombres tengan “cualquier acto de indecencia grave con otra persona masculina”. Quienes se oponen a estas leyes dicen que contradicen la constitución de Kenia, que promete protección universal contra la discriminación y la violencia.

Hornet ha lanzado la campaña #DecriminalizeLGBT en un esfuerzo por crear conciencia sobre dichas leyes y apoyar los esfuerzos de despenalización en curso en todo el mundo.

Njeri Gateru, cofundador y jefe legal de la Comisión Nacional de Derechos Humanos de Homosexuales y Lesbianas de Kenia (NGLHRC, por sus siglas en inglés), está de acuerdo en que las leyes deberían ser derogadas. Le preguntó al fiscal general de Kenia qué era el “acercamiento carnal contra el orden de la naturaleza”. El fiscal general dijo que incluye “cualquier acto sexual que no conduzca a la procreación”.

Sin embargo, argumenta Gateru, eso incluiría “sexo oral, sexo anal, masturbación, sexo mientras estás embarazada, sexo si no tienes útero, sexo si tu conteo de espermatozoides es bajo”. Y sin embargo, las leyes de “acercamiento carnal” solo se usan para procesar a homosexuales.

Según CNN, un informe de 2014 del parlamento de Kenia encontró que el gobierno de Kenia procesó 595 casos de homosexualidad entre 2010 y 2014.

Kenya anti-gay 01
Imagen de AfricaImages vía iStock

Además, la mera existencia de leyes anti-homosexuales deja a los ciudadanos LGBTQ de Kenia abiertos a diversos abusos, incluidos el acoso, el asalto, el desalojo, el despido ilegal y la llamada “violación correctiva”. Las víctimas LGBTQ son alentadas a no ir a la policía, para que no sean encarceladas solo por ser homosexuales. Los agresores anti LGBTQ a menudo quedan impunes.

El Foro de Profesionales Cristianos de Kenia (KCPF por sus siglas en inglés), un grupo religioso anti-gay, apoya las leyes anti-LGBTQ del país, declarando que reflejan la voluntad de un país donde el 84.8% de los ciudadanos se identifican como cristianos.

El KCPF, el NGLHRC y otros dos grupos locales de defensa LGBTQ asistieron a las audiencias del Tribunal Superior durante febrero y marzo en el Milimani Court House en Nairobi. Los jueces revelarán la fecha de su decisión el 26 de abril.

Un gay local llamado B. Maina no es optimista. Maina dijo: “Hemos sido estigmatizados durante tanto tiempo, política, social, económica y religiosamente. La ley no está de nuestro lado”.

Imagen por DMEPhotography a través de iStock